Cómo currar una herida infectada con larvas de mosca en un perro

Hoy os contamos el caso de esta hembra de podenco que acude a nuestro Hospital de Villaviciosa de Odón con una herida abierta provocada por el mordisco de un jabalí.

Pudimos observar que se ha producido una Miasis, es decir, una invasión del tejido por larvas (gusanos) que son depositadas por una mosca y que se alimentan del tejido muerto y sustancias corporales del huésped y que producien a su vez una enzima proteolítica que va dañando severamente la piel del animal y los tejidos adyacentes del animal.

En general, para que se produzca una miasis, debe existir una herida previa, es decir, debe haber una exposición del tejido, de esta forma las moscas pueden dejar sus larvas y estas, al comenzar a alimentarse del tejido crecerán y producirán la MIASIS. Una herida del tamaño del agujero de alfiler puede ser suficiente para que una mosca sea atraída y ponga sus huevos en ella. Por esta razón es MUY importante acudir con urgencia al veterinario cuando nuestro perro sufra algún tipo de herida que pueda infectarse y empeorar.

Curar de forma correcta una herida puede suponer la diferencia entre que la lesión se cure pronto o por el contrario, pueda producir infecciones o como hemos podido ver en el vídeo.

La herida de esta perrita es bastante profunda y tardará tiempo en cicatrizar completamente, por esta razón es de vital importancia limpiar esta herida al menos dos veces al día.

Además, para este tipo de heridas se recomienda tratar con láserterapia, ya que es de gran ayuda para disminuir el tiempo de cicatrización.

Os recordamos que nuestros dos Hospitales se encuentran abiertos 24 horas para cualquier urgencia. Podéis contactar con nosotros a través del teléfono 661 364 473.

 

Deja un comentario

Your email address will not be published.