Las pulgas están activas en épocas de primavera y verano aunque en invierno pueden sobrevivir en los sistemas de calefacción, alfombras y sitios mas calientes de la casa; por lo tanto, es un riesgo que tienen a lo largo de todo el año.
Las pulgas son parasitos de la piel que provocan dermatitis, picores e incluso anemia. Además son transmisoras de múltiples parasitos, los cuales pueden provocar otras enfermedades.
Normalmente las pulgas no suelen elegir al humano como huésped, prefieren a nuestras mascotas, pero siempre es un riesgo a tener en cuenta.
Como tratamiento contra estos “bichitos molestos” lo primero que se haría es rociar al animal con un spray anti-pulgas dejándolo actuar (el tiempo de actuación podrá variar dependiendo del producto que usemos) , después bañarlo para que caigan todas las pulgas que hayan muerto o estén moribundas, secarlo bien y aplicar una pipeta o colocarle un collar anti-pulgas.
En el video podemos apreciar claramente el proceso de alimentación de la pulga, y la forma de succionar la sangre.

Deja un comentario

Your email address will not be published.